El lenguaje de los conejos

Para aquellos que tenemos conejos en casa, conejos enanos, toy, belier o cualquier otra raza seguro que en alguna ocasión nos hemos quedado mirándolo y pensando ¿qué dice mi conejo?, cual es el significado de sus gestos, sus ruidos o su postura.

 

Pueden ser muy inteligentes, cariñosos, sociables y divertidos, pero también agresivos, malcriados y testarudos, en realidad,  deberemos ser muy pacientes con estos animales tan inteligentes y especiales.

 

El lenguaje de los conejos, al igual que ellos, es muy especial y divertido, realmente parece una mascota que no tenga mucho que decir (en realidad ruidos no hacen demasiados), pero su lenguaje corporal es muy amplio y significativo.

 

Vamos a ver algunos de los más interesantes:

 

1. Lo olfatea todo y mueve la nariz muy rápido.

Está demostrando su curiosidad ante algo nuevo, una habitación desconocida, un objeto extraño. La nariz de un conejo es como un termómetro para indicar el interés en algo. Moverá la nariz más rápidamente si su curiosidad es mayor. Un conejo que esté relajado apenas moverá la nariz.

 

Una manera de calmar a tu conejo ante un entorno nuevo es hablarle suavemente e intentar mover la nariz como él lo hace, pero cada vez más despacio (mover la nariz es difícil para nosotros, pero podemos recrear el movimiento moviendo el labio superior); si nuestro conejo nos presta atención, el movimiento de su nariz se ralentizará con el nuestro.

 

2. Golpea el suelo con las patas traseras, haciendo mucho ruido.

Tiene miedo y lo comunica a través de este ruido. También realiza este gesto para llamar nuestra atención o para demostrar su enfado ante cualquier cosa.

 

3. Gruñe o emite sonidos.

Está enfadado, cuanto más fuerte y grave gruña más probable es que algún mordisco o arañazo venga después. No le molestemos más, los conejos también tienen días malos, sobretodo durante el celo.

 

4. Le arreglamos la jaula y él la vuelve a desordenar.

A veces cuando les limpiamos la jaula aprovechamos para arreglársela un poco, poner las cosas en orden, estructurarla, pero puede que a nuestro pequeño amigo no le haga tanta gracia.

 

El conejo es un animal muy rutinario y tiene muchos hábitos que para él son “sagrados” y puede que le gustara más como estaba la jaula antes y prefiera mantenerla de esa forma. Si pruebas a hacerlo cuando el conejo está fuera de la jaula y no te ve, puede que no le importe tanto.

 

5. Tira las orejas hacia atrás.

Nos está avisando, si además vuelca todo su peso hacia las patas traseras es que se está preparado para atacar, está enfadado. Conejo_orejasAsí que más nos vale ir con cuidado, nos acercaremos a él desde el suelo e intentaremos ponerle la mano sobre la cabeza, cuidando que no se gire para morderte.

 

Dejaremos la mano en su cabeza durante un rato; este gesto demuestra dominancia, le estamos diciendo que mandamos nosotros. Si acepta que pongamos nuestra mano encima de su cabeza y no se va, es que ha aceptado nuestras disculpas, aunque esté todavía un poco enfadado.

 

6. Se tumba en el suelo.

Los conejos tienen diversas formas de tumbarse; pueden hacerlo con las patas traseras recogidas; cuando están en un lugar desconocido o haya algo en el entorno que no les inspire demasiada confianza, recogen las patas para salir corriendo al mínimo susto.


conejo_tumbadoEn cambio, si se encuentran en un lugar conocido y se sienten confiados, estiraran las patas traseras hacia un lado para descansar mejor. A veces se tumbará a tu lado, sin esperar caricias, simplemente se siente a gusto a tu lado y quiere sentir tu calor.

 

Cuando dos conejos están juntos pasan mucho tiempo tumbados el uno junto al otro, es una muestra de cariño.

 

 

 

7. No come, defeca diferente y está apático.

No deberemos alterarnos de momento, pero sí observarlo muy de cerca. Puede ser que no se encuentre muy bien pero no sea nada, que algo le haya sentado mal o una bola de pelo en el estómago.

 

Si tiene diarrea no debemos darle verdura, solo pienso y heno y cuidar que beba mucho agua, si no lo hace deberemos dársela con una jeringuilla, podemos probar a darle un poco de Aquarius, ya que tiene muchos minerales. Si al cabo del día no observamos mejorías será conveniente llévarlo al veterinario.

 

8. Se arranca los pelos para hacer un nido.

Es un síntoma de embarazo, si es una hembra no castrada que no ha estado con ningún macho puede que tenga un embarazo psicológico, es bastante común. En estos casos, las hembras pueden llegar a pasarlo realmente mal, ya que se comportan como si estuvieran preñadas pero no lo están y pueden tener problemas psicológicos. Si es algo frecuente, debe de hablarse con un especialista en exóticos.

 

9. Muerde frenéticamente los barrotes de la jaula.

Está intentando llamar la atención para que lo saquen de la jaula. Los conejos necesitan hacer mucho ejercicio y quizás éste es el momento de complacerles. Si después de horas de ejercicio lo sigue haciendo deberemos hacerle entender que se ha acabado y esperar hasta que se le pase.

 

10. Frota las cosas con la barbilla.

La barbilla de los conejos contiene unas glándulas olorosas y marcan todo aquello que les pertenece, sus cosas, las cosas de los demás, incluso a otros conejos o a nosotros. Conejo_pelucheHay conejos muy posesivos que frotan absolutamente todo lo que ven, su comida, los muebles, nuestras piernas…

 

11. Mete su cabeza entre nuestros dedos.

Nos está pidiendo que le acariciemos. Aunque no dispongamos de mucho tiempo es mejor que le acariciemos, aunque solo sea un poquito, de lo contrario podría enfadarse o frustrarse con nosotros.

 

De hecho, más que pedir caricias las está exigiendo, pero muchos se ven complacidos con unos pocos mimos. Si tenemos tiempo, es mejor darles una buena sesión de mimos, les encanta y hará que se unan más a nosotros.

 

12. Orina y excrementa por todos lados.

Los machos y hembras en celo lo hacen para marcar su territorio. También pueden orinar en aspersión para que quede más repartido. Habitualmente se soluciona con la castración.

 

13. Da vueltas alrededor de nuestros tobillos.

Está en celo, probablemente te seguirá a todas partes, de nuevo la castración es la solución.

 

14. Emite un chillido fuerte y agudo.

Es un signo de pánico, dolor intenso o muerte.

 

15. Empuja objetos y los tira al aire.

Les encanta jugar, ya sea con juguetes, cualquier objeto o simplemente corriendo y saltando arriba y abajo. También indica que les molesta y quieren apartar el objeto de su camino.

 

16. Hace rechinar los dientes.

Lo hacen a menudo cuando reciben caricias, puede ir seguido de un ronroneo. Significa que está a gusto y que le gusta lo que le estamos haciendo.

 

17. Nos lame los dedos o las manos.

A menudo nos lamerá cuando le acariciemos, es una forma de agradecerlo y de mostrarnos su afecto, para él es como darnos besos.

 

18. Se sube a todos los sitios altos.

Muebles, sofá, encima de un armario, todo lo que esté accesible para él. Les encanta curiosear y verlo todo con perspectiva, desde arriba. Conejo_altoTambién suelen levantarse sobre sus patas traseras para tener una mejor visión del terreno.

 

19. Nos ignora.

Algunos conejos son muy tímidos, y el simple hecho de estar cerca de nosotros sin asustarse representa un gran esfuerzo para ellos. Con el tiempo irá cogiendo más confianza y demostrará su cariño.

 

También nos ignorará cuando esté enfadado. Deberemos pedirle perdón con caricias y esperar a que quiera estar con nosotros de nuevo.

 

20. Juega al “pilla pilla”.

Viene hacia nosotros, pero cuando intentamos cogerle sale corriendo. Éste es un juego que los gazapos en estado salvaje practican para escaparse de predadores en el futuro. No olvidemos que cuando él escape corriendo esperará que vayamos detrás.

 

21. Empuja el comedero y lo tira al aire.

Puede que esté pidiendo comida porque tiene hambre. Si ya se ha comido su ración diaria de pienso, no le pondremos más, esperaremos a que se le pase, pero sí nos aseguraremos de que tenga heno suficiente y le podemos poner algo de verduras.

 

22.Conejo Escarba.

Es un instinto más de los conejos, les encanta escarbar casi tanto como morder.

 

23. Da vueltas sobre sí mismo.

A veces lo hacen cuando les ponemos la mano en el lomo, es un signo de que quieren jugar.

 

 

 

 

Y hasta aquí lo más significativo del lenguaje de los conejos, seguro que ahora nos será más fácil comunicarnos con nuestro pequeño amigo.

 

 

  2 comments for “El lenguaje de los conejos

  1. Eva
    24 Enero, 2016 at 9:10 pm

    El mío cada vez que lo guardo en la jaula por las noches no para de morder los barrotes!!! se pasa el día fuera, o por lo menos siempre que estoy en casa… solo lo pongo en la jaula cuando me voy a dormir y entonces empieza la fiesta!! jajajaa

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: