El lenguaje de los perros

Comprender el lenguaje de los perros a través de las señales verbales y corporales es la base para una buena relación con nuestro perro. A menudo, su lenguaje corporal o sus sonidos pueden ser malinterpretados dando lugar a situaciones incómodas, estresantes o incluso de enfado y frustración tanto para nosotros como para nuestra mascota.

 

Es importante saber identificar cual es su lenguaje corporal y cuales son las señales que nos darán las pistas necesarias para entablar una “conversación” con nuestro amigo.

 

Los perros nos hablan fundamentalmente a través de su lenguaje corporal mientras que nosotros, en demasiadas ocasiones, obviamos estas señales y abusamos de las palabras. Para empezar a entender qué quiere decir nuestro perro, es necesario pararnos a observarlo y aprender a “leerlo”. La postura y el movimiento de su cuerpo, cómo nos observa, la posición de orejas, cola, etc…, nos dará una idea de cómo se siente ante diferentes situaciones y cómo podemos ayudarlo en cada una.

 

Perro_hablando

 

Los perros se basan en las llamadas Señales de Calma.

Existe todo un abanico de Señales de Calma con las que se expresaran en distintas situaciones, tales como vivir pacíficamente, evitar conflictos y mitigar o prevenir que ocurra algo, evitar las amenazas de personas o de otros perros, reducir el miedo o el nerviosismo asociado a acontecimientos indeseados y para tranquilizarse uno a otro, para hacer amistad o resolver conflictos.

 

De la mano de la genial ilustradora Lili Chin, nos llegan algunas de las señales de calma más básicas que podremos observar en nuestros peludos. En estas simpáticas ilustraciones encontraremos las respuestas a muchas de las “posturas” que adoptan.

 

Lenguaje_perros

 

 

Por supuesto, también usan este sistema de comunicación con los humanos, pero a menudo, estas señales son ignoradas o mal interpretadas por nosotros.

 

Por ejemplo, el humano llega a casa, encuentra un pipi o un destrozo en casa y riñe al perro, por lo general éste adopta una postura de sumisión y el propietario interpreta que el animal se siente “culpable”. Pues bien, esta interpretación es totalmente errónea… Ya que el perro entiende que el propietario está enfadado pero no tiende el por qué y por lo tanto se frustra y desorienta.

 

Perro_culpable

 

Está claro que los perros y las personas hablamos lenguajes distintos, por lo que es necesario encontrar un canal de comunicación con el que nosotros podamos entender sus necesidades emocionales y él nuestros requerimientos.

 

Consejos para una comunicación no verbal

 

  • Acaríciarle suave pero intensamente desde la nuca hasta la cola. Identificaremos rápidamente las zonas que más le gustan.
  • Háblarle con mimo y dulzura. El tono importa más que las palabras.
  • Cógerle el morrito con nuestra mano y frotarle los lados. Podemos hacer lo mismo con sus orejitas. Es importante enseñarle a tolerar determinadas manipulaciones de forma que parezcan un juego.

 

Es sorprendente la naturalidad con la que un perro se comunica con nosotros o con otros perros usando este particular lenguaje. Os animo a que observéis con detenimiento a vuestros perros y a que descifréis “su código de comunicación” ya que os unirá aun más a este maravilloso y fiel compañero de viaje.

PerroyHumano

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: