Gatos,  Perros

Viajar con mascotas de forma segura

Llega el veranito y con él las ansiadas vacaciones, momento del año en que más tiempo podemos disfrutar de nuestros amigos peludos y llevarles a descubrir nuevos lugares, olores, sabores y experiencias. Sin embargo, hay algunas cosas que debemos tener en cuenta antes de coger la maleta y salir por la puerta… La seguridad en el coche, evitar un golpe de calor o la alimentación durante las vacaciones son algunos de los factores a tener en cuenta para poder disfrutar de un viaje sin imprevistos.

 

Hoy en día cada vez son más los hogares españoles que tienen una mascota y más los humanos que viajan con ésta en el coche. No cabe duda de que son un miembro más de la familia que nos acompaña en los viajes pero, si estos viajes no se preparan adecuadamente, existen riesgos para su bienestar.

 

Daños por impacto o por frenazos  bruscos, riesgo de atropello en las paradas de descanso o un golpe de calor son ejemplos claros de estos riesgos para los gatos y perros

 

Así pues, os he preparado un decálogo para viajar de forma segura si tenéis que coger el coche durante las vacaciones:

 

1. Nunca sueltos: nunca deberán ir sueltos en el interior del coche, ya que pueden impactar con otros ocupantes en caso de frenazo o colisión. En el caso de los gatos, el mejor lugar para ubicar el transportín es en el suelo, entre el asiento delantero y trasero, y siempre evitando el sol directo.

2. Sistema de retención: es fundamenta que elijamos un sistema de retención adecuado a su peso y tamaño. Entre los sistemas disponibles están los arneses de sujeción de doble anclaje (con un sistema de unión corto y estable), los trasportines o los separadores del habitáculo, que deben ser firmes y estar bien anclados para evitar desplazamientos.

 

Este modelo lo tenéis disponible a partir de 16,49€ en Tiendanimal y cumple con todas las normativas legales de conducción españolas, a la vez que proporciona seguridad y comodidad

 

3. Adaptación progresiva: acostumbrarle a los desplazamientos y al sistema de sujeción desde el primer momento. Os recomiendo empezar a hacerlo en trayectos cortos para que se pueda ir habituando poco a poco.

4. Agua y comida: si nuestro amigo es propenso a marearse es mejor no darle de comer o de beber un par de horas antes al viaje o podría vomitar. Durante la parada de descanso sí que le podemos dar pequeñas cantidades de agua para su hidratación. Ya en destino, evitar cambios bruscos en su alimentación. Conviene llevar siempre un poco de su alimentación habitual para asegurar una transición progresiva en caso de ser necesario.

5. Evitar colocar objetos a su lado: maletas, bolsas u otro tipo de objetos siempre deben lo más lejos posible de él ya que podrían moverse y caerle encima.

6. Atención en las paradas: controlar que no salga corriendo del coche cuando paremos. Seguramente tendrá muchas ganas de estirar las patas y moverse, así que nos aseguraremos de ponerle la correa antes de bajar o podemos provocar un accidente con otros vehículos e incluso que le atropellen.

7. Prevenir el golpe de calor: un golpe de calor es una subida repentina de la temperatura corporal por encima de los 42 grados. Hay que tener cuidado con las situaciones de calor extrema y por eso nunca hay que dejarle en el interior del coche con altas temperaturas. Ni siquiera en una zona de sombra o con las ventanillas bajadas. Ante síntomas como incremento de salivación, temblores musculares, pérdida de fuerza o respiración acelerada tenemos que acudir de forma urgente al veterinario.

8. Vigilar la temperatura del vehículo: asegurando una ventilación adecuada en todo momento.

9. Preparar su kit de viaje: con su cartilla de vacunación, historial clínico si tuviera alguna patología y todo lo que pueda necesitar en el destino (alimento, agua, bebedero o comedero y bolsas para cacas, camita y juguetes). Una bolsa organizadora como esta es de gran utilidad para tener su «maleta» con todo lo necesario.

 

Las tenéis disponibles en Amazon y hay distintos modelos a precios muy asequibles (29€-39€), os dejo el enlace aquí

 

10. Atención en los viajes al extranjero: es posible que sea necesario tener al día la documentación sanitaria como el certificado de salud o el comprobante de vacunación contra la rabia. Recordaros que fuera de España es obligatorio tenerlos vacunados de la rabia.

 

Estos son los 10 consejos que os garantizarán ¡unas vacaciones de 10! si aplicáis alguno más, dejadlo en los comentarios que me encantará conocerlo 😉

 

2 Comentarios

  • Mariana Muzzopappa

    Es muy importante también chequear las clínicas veterinarias y hospitales de urgencia en los alrededores de los lugares donde estaremos de vacaciones. Por experiencia propia, hemos tenido que llevar de emergencia a nuestra perra por una torsión y un momento de urgencia no es el adecuado para empezar a buscar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies y Política de Privacidad

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies y Política de Privacidad, pinche en los enlaces para mayor información. _plugin cookies_ _Política de Privacidad_

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: